Impuestos, gastos y tasas de los pisos de alquiler

Impuestos y gastos en la comunidad de vecinos

Disponer de un alquiler garantizado durante la vida útil de un contrato de arrendamiento es el objetivo de la mayoría de los propietarios que desean alquilar su vivienda, pero también les preocupan otros aspectos legales, como cuando llega la campaña de la Declaración de la Renta, porque muchos no saben los documentos que tienen que presentar.

El propietario por ley debe declarar obligatoriamente ante la Hacienda Pública los ingresos provenientes del alquiler de una propiedad. Pero también hay una serie de gastos que se puede desgravar siempre que estén debidamente justificados. Estos son los principales gastos deducibles en una vivienda de alquiler:

  • Gastos por préstamos hipotecarios: todos los intereses generados por un préstamo bancario y destinado a la compra o a la mejora de una vivienda son deducibles en la declaración de la Renta.
  • Tributaciones relacionadas con el inmueble que está en alquiler: en la declaración podrás deducirte todos los impuestos que has pagado y que están relacionados con la propiedad arrendada. Entre los principales impuestos están el IBI (Impuesto de Bienes Inmuebles), gestión de residuos, gastos de comunidad, etc.
  • Gastos de conservación y reparación de la vivienda alquilada: todos los inmuebles se desgastan por el uso y es necesario invertir en su conservación y mejora como puede ser pintar las paredes o renovar instalaciones. Todos estos gastos pueden deducirse en la declaración de la Renta. Están excluidos los gastos relacionados con la ampliación de la vivienda.
  • Formalización del contrato de arrendamiento y seguros: los gastos que se generan para formalizar el contrato de alquiler, así como los gastos de carácter jurídico y las primas del seguro del hogar también pueden deducirse.
  • Amortización del inmueble: se incluye la liquidación del pago de la vivienda y los bienes que contenga (el 3% del valor catastral de la construcción por desgaste del inmueble. No se incluye aquí el suelo.

Ventajas fiscales en la Comunidad de Madrid

  • Deducción en el  IRPF del 20% a los menores de 35 años por arrendamiento de vivienda habitual con un límite máximo de 840€. Estos son los requisitos necesarios:
    • Las cantidades abonadas por el arrendamiento de la vivienda habitual deben superar el 10% de la base imponible general y del ahorro del solicitante.
    • Es obligatorio el depósito de una fianza en el Instituto de la Vivienda.
    • La suma de la base imponible general y la del ahorro no puede ser superior a 25.620€ en la tributación individual y de 36.200€ en la tributación conjunta.

IVA

Cuando se alquila una vivienda no hay que pagar el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA), salvo que se presten propios de la actividad hotelera durante la estancia del inquilino. Por ejemplo, los pisos de alquiler turístico.

Sin embargo, no se aplicará la exención del IVA a las viviendas con uso mixto, es decir que sea vivienda y despacho profesional, por ejemplo. También deberán pagar IVA las viviendas donde el propietario se compromete a prestar servicios propios de la industria hotelera (limpieza, lavado de ropa, sábanas, toallas, etc.).

Tasas de alquiler turístico

Los propietarios de viviendas destinadas a alquiler turístico deben saber que podrían tener que pagar una tasa según la comunidad autónoma donde vivan. La mayoría de las comunidades tienen requisitos específicos que deben cumplir las viviendas para poder considerarlas como turísticas.  

En Cataluña existe el Impuesto sobre las estancias en establecimientos turísticos, y lo cobran los propietarios a los inquilinos que alquilen su vivienda por un periodo máximo de 31 días. El importe oscila entre 0,45 y 2,25 euros por persona y día o fracción de día, según el tipo de establecimiento y si está ubicado en Barcelona o el resto de Cataluña, con un límite de 7 días de estancia por persona. Estas tarifas no incorporan el cálculo resultante del IVA (10%). Andalucía, Aragón, Asturias, Cantabria, Canarias, Madrid, Navarra, Valencia, Galicia, Baleares y País Vasco, no cobran tasa turística.

Deja un comentario